Celebración.

Mons. Ramón Benito de la Rosa y Carpio

Como hemos tocado otras veces, la Iglesia Católica tiene para cada mes un valor, un valor que trata de tenerlo en cuenta y promoverlo en ese mes. Para el mes de diciembre, de este año 2018, la Iglesia ha cogido como su valor: Celebración. La Navidad es celebración, celebremos, celebremos como una actitud, como una decisión de la vida, con los recursos que se tengan, no importa cuáles recursos se tienen, pero celebrar. Repito continuamente cómo en la historia de mi familia: una vez no teníamos nada, pero celebramos animados, y lo recordamos en mi familia como la mejor de las navidades. Celebrar, celebra lo que tú tienes, celébralo todo, usando también una frase del papa Francisco: “Bendice todo, bendice todo lo que tú tienes, has de ello una fiesta”. Los dominicanos nos caracterizamos en el mundo entero por eso, porque celebramos. Una vez oí esta frase en Puerto Rico: “Los dominicanos son fabulosos, porque celebran todo, y cuando no tienen motivos para celebrar, se inventan uno y celebran”. La celebración hace parte del modo de ser de eso que es el dominicano y es una de las razones por la que muchos nos visitan. El valor celebración es un valor humano, pero es un valor muy propio de los dominicanos. Valor del mes de diciembre: la celebración. Si no la tenemos en cuenta, vamos a ponerla otra vez en su valor.

Hasta mañana, si Dios, usted y yo lo queremos.