Un santo para la política

Si se habla de santidad no se liga a la política: todo el mundo invita a la gente dolorosamente a trabajar en política y va a trabajar en la corrupción.

Santo Tomás Moro, fiesta que se celebra el 22 de junio, es un santo que murió mártir en tiempos de Enrique VIII porque no quiso corromperse, no quiso dañarse. Nos deja esta frase: “Muero siendo un buen servidor del rey, pero primero servidor de Dios”. Es decir, servidor de valores, servidor de la ética: un santo para la política.

El Grupo Santo Tomás Moro es un grupo que ha sido creado para formar laicos y laicas en la política. Necesitamos laicos y laicas que se den enteramente como vocación por la política. El político no necesariamente ha de ser corrupto, deshonesto o que no defienda la vida. Santos para la política.

Hasta mañana si Dios, usted y yo lo queremos.

Enlaces: Síganos en nuestras redes @apmprensa
Lea nuestros artículos y noticias en www.apmprensa.com
Suscríbase en nuestro canal Youtube.com/Apmprensa y active la campanita para ser notificado de nuestros contenidos.