Nueve jóvenes bíblicos y nueve trinitarios.

Introducción

Los nueve jóvenes bíblicos, que los obispos dominicanos traen en la Segunda Parte de su Carta Pastoral del 21 de Enero para mostrar cómo Dios llama a la juventud a su plan de salvación, me recordaron a los nueve jóvenes de la Sociedad la Trinitaria, fundada por Duarte, llamados a trabajar por la salvación, que entonces necesitaba el país: la Independencia de Haití.

En ese sentido, voy a copiar literalmente el texto que trae la Carta Pastoral (Segunda Parte, # 21-30) sobre cada uno de los nueve jóvenes referidos y su vocación de trabajar para el bien común de todos. Luego, haré una reflexión relacionándolos con los nueve jóvenes de la Sociedad la Trinitaria.

i. Nueve jóvenes bíblicos
1. José

“Tomamos como ejemplo la historia de José (Gen 37-50).MEl texto lo describe como un joven trabajador, afectuoso, respetuoso de Dios, con inteligencia administrativa y un visionario. El favor divino nunca se apartó de él, por lo que pudo vencer todas las dificultades para llevar a cabo la misión que Dios le encomendaba. En esta historia podemos ver a un Dios que invita a todo joven a confiar en que de toda dificultad puede sacarse una bendición.”

2. Moisés

“Ante una etapa de profunda esclavitud en Egipto, Dios mueve la intuición divina a poner los ojos en Moisés (Éxodo 2,11-21): un joven consciente de sus orígenes al que se le encomendó ser el instrumento para liberar a su pueblo. La confianza en Dios le ayudó a poder cumplir su misión. Así todo joven está llamado a confiar en Dios, sin importar lo grande y difícil que Dios le pueda pedir.”

3. La joven Ruth

“A través de los jóvenes Dios muestra su misericordia hacia los más pobres y débiles. Esto lo podemos ver en la vida de Rut, una joven, moabita/extranjera (Rut 1,4), pobre, viuda, que se compromete a cuidar a su suegra Noemí. La historia de salvación está clara en este relato: esta joven recuerda a la humanidad que la bendición de Dios está en medio de su pueblo. Dios está con los jóvenes y los jóvenes le demuestran a Dios que no se equivoca al confiar en ellos.”

4. Samuel

“En la llamada de Dios a Samuel encontramos otro ejemplo inspirador para los jóvenes en su proceso vocacional. Dios llamaba al joven Samuel pero él no podía distinguir bien su voz, aunque se mantenía en permanente actitud de escucha. Del mismo modo, todo joven está llamado a ir descubriendo el designio de Dios en su vida.”

5. Jeremías

“En Jeremías vemos una llamada particular: “Antes que nacieses, te conocía y te había consagrado profeta” (Jer.1,5b). Aquí vemos como la mirada de Dios sobre la persona está presente ya desde el vientre de la madre. Posteriormente escuchando la voz de Dios Jeremías aprende a distinguir entre la grandeza de quién le llama y para qué. Ante su propia pequeñez el resuelve poner excusas: “No sé expresarme, soy un muchacho” (Jer.1,6). La etapa juvenil de Jeremías queda autorizada y legitimada en el momento en que el Señor extiende su mano y le toca la boca (Jer.1, 9), lo cual significa en la Biblia que capacita a toda la persona para la misión profética.”

6. María

“El Señor pone en manos de los jóvenes su proyecto de salvación como lo hizo con la joven María. El haber puesto los ojos en una joven campesina para ser “Madre del Salvador” puede parecer escandaloso. Dios deposita tamaño proyecto salvífico en manos de una jovencita que se describe a sí misma como ‘Sierva del Señor’ (Lc 1,38.48), es ‘humilde’ (Lc 1,52), ella misma se reconoce ‘bienaventurada’, ‘feliz’, ‘dichosa’ (Lc 1,42.48). Con la participación de María en la historia de salvación Dios ha bendecido a todas las jóvenes, de todos los tiempos, con un extraordinario modelo a imitar.

7. Juan Bautista

“Dios elige como precursor de su propio Hijo al joven Juan Bautista. Él será “la voz que clama en el desierto” (Mt 3,3). El ser joven no le impidió realizar la misión que Juan Bautista, Dios invita a la juventud a ser mensajeros de la esperanza.”

8. Jesucristo

“Jesucristo vivió como un joven en Nazaret. La juventud es una edad entusiasmante, por la cual Cristo mismo pasó, santificándola con su presencia. Se hizo niño para santificar a los niños; adolescente entre los adolescentes, para santificar a los que tienen esta edad, convirtiéndose al mismo tiempo para ellos en ejemplo de piedad, justicia y sumisión; joven entre los jóvenes para invitarlos a confiar plenamente en el Señor. En definitiva, vino a salvar a todos aquellos que renacen de Dios.”

9. Timoteo
“Unas palabras de Pablo dirigidas a Timoteo, joven misionero, que valen para los jóvenes de hoy: “Que nadie menosprecie tu juventud”, “Procura ser modelo para los creyentes, en la palabra y el comportamiento, en la caridad, en la fe, en la pureza”, “No descuides el carisma que hay en ti”, “Vela por ti mismo y por la enseñanza” (1Timoteo 4,12-16). Este joven es uno de los más mencionados en las Cartas de Pablo y como uno de sus más fieles colaboradores.”

II. Los nueve jóvenes trinitarios

1. Juramento Trinitario

De los nueve jóvenes trinitarios solo quiero decir que, como los bíblicos, cada uno de ellos realizó una misión con generosidad y entrega para el bien del país, para alcanzar su liberación.
Cabe destacar que, como los bíblicos, realizaron su misión llevados de su fe y en el nombre de Dios. Basta recordar el Juramento Trinitario:

“En el nombre de la Santísima y Augustísima e Indivisible Trinidad de Dios Omnipotente, juro y prometo por mi honor y mi conciencia, en manos de nuestro presidente Juan Pablo Duarte, cooperar con mi persona, vida y bienes a la separación definitiva del gobierno haitiano y a implantar una república libre y soberana e independiente de toda dominación extranjera que se donominará República Dominicana, la cual tendrá su pabellón tricolor, en cuartos encarnados y azules atravesado por una cruz blanca; la República establecerá su correspondiente escudo de armas. Mientras tanto seremos reconocidos los Trinitarios con las palabras sacramentales “Dios, Patria y Libertad”. Así lo ratifico y prometo ante Dios y el mundo. Si tal hago, Dios me proteja, y de no, me lo tome en cuenta y mis consocios me castiguen el perjurio y la traición si los vendo”.

2. Protagonismo de los jóvenes

En la Carta Pastoral del 21 de Enero 2019, los Obispos sobre esta participación de los jóvenes en la vida nacional, se expresan así:
“Los jóvenes han ejercido un gran protagonismo a lo largo de la historia del pueblo dominicano. Nuestra República nació por las ideas e iniciativas de Juan Pablo Duarte y un grupo de jóvenes, los Trinitarios. Duarte, tenía 25 años de edad; Juan Isidro Pérez, 21; y Pedro Alejandro Pina había cumplido solo 18 años. El ansia de libertad y la lucha por la patria hicieron eco en los Restauradores, destacándose la joven figura de Gregorio Luperón, que se distinguió por su intrepidez, valentía y arrojo. En estos dos momentos de la historia dominicana, los jóvenes han jugado un papel determinante en la construcción de nuestra Nación.” El siglo XX se caracterizó por una generación de jóvenes marcados por los grandes ideales de la época, de cambios sociales, de libertad y democracia; esa fuerza juvenil era sensible ante la desigualdad social, la injusticia y la opresión. “Los jóvenes, por su frescor e idealismo característicos, tienen el empuje y el espíritu creativo para impulsar procesos participativos de cambio político y social a favor del bien”. 8 (Carta Pastoral, 21 Enero 2019, #8)

3. Las elecciones del 2020: darle más participación a la juventud
En su mensaje del 27 de Febrero 2019 afirman también: “Con la llegada del 2019, hemos entrado en un año preelectoral donde nueva vez viviremos las cruzadas de promesas de cambios o continuismos, con caras conocidas que provocarán la falta de dinamismo en la contienda electoral. La buena política promueve la participación de los jóvenes y la confianza en el otro. En la pasada Carta Pastoral de 2019 enfatizamos sobre la necesidad de tomar en cuenta a nuestros jóvenes promoviendo su participación. Los resultados electorales de 2016 en la matrícula de la Cámara de Diputados, los jóvenes entre 25 y 34 años fueron apenas el 2.6%, los electos a alcaldías el 4.4%, y a regidurías el 9.3%.” 12 (Mensaje de los Obispos dominicanos. Febrero 2019, #16).

Conlusión
CERTIFICO que he citado en mi trabajo precedente textos de la Carta Pastoral de los Obispos, Enero 2019; de su Mensaje de Febrero 2019; y del Ideario de Duarte.

DOY FE en Santiago de los Caballeros a los veintidós (22) días del mes de febrero del año del Señor dos mil diecinueve.